jueves, 29 de agosto de 2013

"Expropiar los predios es ilegal" dicen vecinos en nota a los legisladores de Córdoba

Habitantes de Bouwer supieron ayer que el poder ejecutivo de Córdoba habría enviado a la Legislatura provincial el proyecto de ley para la expropiación de los predios destinados a tratamiento y disposición final de los residuos de la ciudad y municipios aledaños.

Tras conocer la noticia a través de los medios de comunicación, los vecinos afectados por la cercanía del terrreno seleccionado para la radicación del vertedero de basura se dirigieron formalmente a los legisladores. En una nota presentada ayer en la Legislatura aseguran que la expropiación es ilegal.

“Antes de declarar de utilidad pública los terrenos –explican- debe hacerse el estudio de impacto ambiental y audiencia pública donde debatirlo”.

Vecinos piden “responsabilidad” y “criterio” a los legisladores: “Que actúen con respecto hacia nuestra situación, con sentido técnico y conforme a la normativa vigente”.

Córdoba (Argentina) 29 de agosto de 2013.- La agrupación vecinal Bouwer Sin Basura informó que en la tarde de ayer presentó una nota ante la Legislatura de Córdoba en la que se afirma que declarar de “utilidad pública” los predios seleccionados para el tratamiento y disposición final de residuos sería ilegal. Lo hicieron tras conocer a través de los medios de comunicación que el ejecutivo provincial habría enviado el proyecto de ley de expropiación a la Unicameral.  

El terreno elegido en la zona sur -donde se radicaría el próximo vertedero de residuos de Córdoba y demás localidades integrantes del Cormecor- queda a pocos metros de viviendas y de la escuela Cornelio Saavedra, perteneciente a la jurisdicción de Bouwer. La zona ya está afectada por la presencia de un vertedero: durante 28 años, Potrero del Estado fue el sitio de disposición final de la basura de la ciudad de Córdoba y municipios periféricos. Ese predio fue cerrado en 2010 después de años de lucha vecinal durante los cuales se visibilizaron problemas sanitarios, ambientales y el deterioro de la calidad de vida provocados por la cercanía de la basura. Pese a las promesas de remediación, reiteradas por la actual gestión de la municipalidad de Córdoba, nada pasó.

Ahora, de acuerdo a los planes del Cormecor, la deposición final en el terreno de 270 hectáreas seleccionado se haría durante al menos 30 años, enterrando durante ese período 24 millones de toneladas de desperdicios. El predio fue elegido dentro de una zona considerada “óptima” por un estudio que el Instituto Superior de Estudios Ambientales (ISEA, dependiente de la Universidad Nacional de Córdoba) realizó a pedido de la Municipalidad de Córdoba. Sin embargo, ese estudio no considera la existencia previa de basurales en la zona, la localización de viviendas, ni que las posibilidades de acceso a la salud de los pobladores más cercanos son las peores de la zona estudiada por el ISEA (un radio de 50 kilómetros alrededor de la ciudad de Córdoba). Por ello, el estudio es considerado inválido por los habitantes de Bouwer, la Municipalidad de Bouwer y sus asesores técnicos.

Pese al cuestionado informe que declara ‘óptima’ la zona dentro de la cual se eligió el predio, trascendió públicamente que el gobierno de Córdoba envió a la Legislatura el proyecto de ley de expropiación. Por ello, los habitantes de Bouwer tuvieron una rápida reacción y presentaron ante la Unicameral una nota en la que explican que la expropiación sería ilegal. “Antes de declarar de utilidad pública el terreno, debe hacerse el estudio de impacto ambiental y la audiencia pública para debatirlo. Nada de esto se ha cumplimentado, por tanto, aprobar una ley de expropiación iría contra las leyes vigentes de la provincia (7.343 y el decreto reglamentario 2.131) y de la nación (25.675), contra el Principio Precautorio y contra los fallos de la Corte Suprema aplicables a este caso”, ejemplificó la vecina Daniela Arce.

“Nosotros enviamos esta nota para pedir a los legisladores que actúen con responsabilidad y criterio. Esperamos que no convaliden con sus votos el proyecto presentado por el gobierno de Córdoba, ni los estudios mal hechos por el ISEA. No deben aprobar expropiaciones violatorias de las normas vigentes y de los derechos humanos esenciales. Deben tener respeto por nuestra delicada situación sanitaria. Pero si no lo hacen, acudiremos incluso hasta la Suprema Corte de Justicia”, evaluó la vecina Isabel Pires.


Para mayor información contactar a:

Daniela Arce
Vecina de Bouwer
Teléfono celular: 0351-153 249 784
  
Isabel Pires
Vecina de Bouwer
Teléfono: 0351 499 3165

miércoles, 28 de agosto de 2013

Expropiar los predios sería ilegal. Nota de vecinos de Bouwer a los legisladores de la provincia de Córdoba

Bouwer, 28 de agosto de 2013

Sres. Legisladores
Legislatura de la Provincia de Córdoba

Nos dirigimos a Ustedes tras haber recibido la noticia, difundida hoy, que el Poder Ejecutivo envió a la Legislatura el proyecto de Ley de Expropiación de los terrenos en que se localizarán el vertedero de residuos sólidos urbanos del Cormecor-Municipalidad de Córdoba (zona Sur) y su estación de transferencia (zona Norte).

Rechazamos enfáticamente las localizaciones contenidas en el proyecto de Ley por los argumentos citados abajo, los cuales serán oportunamente ampliados.

Hacemos esta primera presentación en el marco del Artículo 17 de la Constitución Nacional, de la Ley Nacional de Ambiente 25675 y de la Ley Provincial de Ambiente 7343 y su Decreto Reglamentario 2131, entre otras.

Conforme al Artículo 17 de la Constitución Nacional:

Artículo 17. La propiedad es inviolable, y ningún habitante de la Nación puede ser privado de ella, sino en virtud de sentencia fundada en ley. La expropiación por causa de utilidad pública, debe ser calificada por ley y previamente indemnizada. Sólo el Congreso impone las contribuciones que se expresan en el Artículo. 4°. Ningún servicio personal es exigible, sino en virtud de ley o de sentencia fundada en ley.

Todo autor o inventor es propietario exclusivo de su obra, invento o descubrimiento, por el término que le acuerde la ley. La confiscación de bienes queda borrada para siempre del Código Penal Argentino. Ningún cuerpo armado puede hacer requisiciones, ni exigir auxilios de ninguna especie.

La causa de una expropiación es la utilidad pública, utilidad que debe ser demostrada en el contexto social y legal del país y de la provincia de Córdoba.

La “utilidad pública” debe ajustarse no solamente a una necesidad aislada (la de disponer residuos sólidos municipales mezclados y complejos en un cierto espacio físico), sino a esa realidad, y a esa necesidad, en el contexto de la normativa vigente sobre Evaluación de Impacto Ambiental, Participación (Audiencia Pública) y Principio de Precaución, todos criterios mandatorios, que -según la Ley Nacional 25675 y normativa vigente en la provincia de Córdoba- deben ser previos a la toma de decisiones fatales, como lo es una expropiación con finalidad específica parcial para la localización de un vertedero de RSU y la localización de una estación de transferencia.

De lo contrario no se estaría justificando la utilidad pública, sino disfrazando de utilidad pública una decisión del área ejecutiva basada en el incumplimiento deliberado y comprobable de normas esenciales, y en el desconocimiento de actuaciones y fallos de la Corte Suprema de Justicia de la Nación.

Ninguna utilidad pública se puede justificar y construir en base a decisiones prima facie ilegales que provocan una mayor pérdida de salud en los habitantes de Bouwer, como lo es instalar un nuevo vertedero de residuos sólidos urbanos que descarga Compuestos Orgánicos No Metánicos (CONM) al aire, muchos de ellos tóxicos y oncogénicos (vertedero que terminaría acumulando más de 24 millones de toneladas de basura durante 30 años de operación), además de lixiviados contaminados, en proximidades de un vertedero previo, el de Potrero del Estado-Bouwer, al que ingresaron más de 12 millones de toneladas de basura, y que fue cerrado, precisamente, por los riesgos que representaba para la salud y el ambiente

Resulta cuestionable administrativa, legal y éticamente que el Poder Ejecutivo de la provincia elabore y presente un proyecto de expropiación de un terreno catastralmente definido para la instalación de un vertedero en el cual se depositaría, sin reciclaje, el 95% de toda la basura recogida por el Cormecor-Municipalidad de Córdoba (primeros 5 años de operación) y el 90% de toda la basura recogida por el Cormecor-Municipalidad de Córdoba (primeros 10 años de operación).

En esta primera presentación dejamos asentadas nuestra oposición al Proyecto de Ley de referencia enviado por el Poder Ejecutivo de la provincia, que consideramos prima facie ilegal, y que se enmarca en la siguiente realidad fáctica:

Primero. Los sitios elegidos originalmente por el Cormecor lo fueron en base a un estudio realizado por el Instituto Superior de Estudios Ambientales de la Universidad Nacional de Córdoba (ISEA) que definió zona “óptimas” y “aptas” para la localización del vertedero (primera etapa del Convenio ISEA-Secyt-Municipalidad de Córdoba).

Segundo. Ese estudio ha sido denunciado como técnicamente incorrecto por sus errores técnicos y vacíos, entre ellos no consideró la existencia previa de vertederos y basurales existentes, con sus respectivos impactos ambientales negativos; no consideró que las localidades de Bouwer, Juárez Celman y Malvinas Argentinas son las que tienen los peores indicadores socio-económicos de toda el área de estudio  y el peor acceso a los sistemas de salud (radio de 50 kilómetros desde el centro de la ciudad de Córdoba); no consideró la grave situación sanitaria de las zonas afectadas, además de otras graves omisiones y errores.

Consecuentemente, las llamadas “zonas óptimas” por el ISEA no son adecuadas técnicamente para la localización de vertederos.

Muy por el contrario, incluyen “zonas de sacrificio” ya existentes, un sacrificio traducido en altos valores de mortalidad y morbilidad, que las expropiaciones previstas en el Proyecto de Ley enviado por el Poder Ejecutivo de la provincia consolidarían y agravarían.

Tercero. El ISEA se halla evaluando las implicancias socio-económicas de las dos localizaciones decididas por el Cormecor-Municipalidad de Córdoba, tarea que sigue siendo desarrollada y no finalizó (segunda parte del acuerdo firmado entre ISEA-Secyt y Cormecor-Municipalidad de Córdoba).

Cuarto, pese a la invalidez técnica del estudio realizado por el ISEA (estudio que está siendo evaluado por investigadores independientes e investigadores de universidades públicas), invalidez que se extiende a todo el proceso derivado (resultado del antes mencionado acuerdo), no corresponde en esta instancia presentar un Proyecto de Ley de expropiación de dos terrenos que:

A) No fueron sometidos al proceso de Evaluación de Impacto Ambiental (EIA), proceso que incluye la presentación del correspondiente Estudio de Impacto Ambiental, EsIA (Ley Provincial 7343 y Decreto 2131; Ley Nacional 25675).

B) No se debatió el Estudio de Impacto Ambiental ni la iniciativa general en Audiencia Pública (obviamente porque no se realizó aún el Estudio de Impacto Ambiental), siendo que tanto el EIA como el EsIA y la Audiencia Pública son obligatorias por ley (Ley Nacional 25675; Ley Provincial 7343 y Decreto Reglamentario 2131; otras normas aplicables).

C) No se consideró en todo el proceso mencionado ut supra el Principìo de Precaución que establece el Artículo 4º de la Ley Nacional de Ambiente 25675.

D) No se consideraron los fallos aplicables al caso que produjo la Corte Suprema de Justicia de la Nación.

E) Ignora y vulnera el Artículo 41 de la Constitución Nacional y la Constitución de la provincia de Córdoba, condenando sectores comunitarios a la enfermedad, la mortandad evitable y la pérdida de calidad de vida, de todo lo cual existen datos fehacientes, bibliografía con referato y testimonios que tornan incomprensible la ligereza e improvisación con que se manejó este tema desde el ISEA, desde el Cormecor y la Municipalidad de Córdoba, y ahora desde el Poder Ejecutivo de la provincia de Córdoba.

Dejamos constancia que los sistemas existentes de abordaje del Sistema de Recolección, Transporte y Tratamiento de residuos sólidos urbanos, como las iniciativas de Basura Cero, están disponibles y son viables, y que tales programas contemplan -para todos aquellos residuos que no puedan reciclarse ni recircularse ni compostarse- procedimientos de disposición final de bajo impacto ambiental.

Toda iniciativa de Basura Cero implica el cumplimiento a rajatabla de los procedimientos de Evaluación de Impacto Ambiental, de Audiencias Públicas y del Principio de Precaución, entre otras normas fundamentales. No se entiende entonces porqué el Cormecor-Municipalidad de Córdoba y el gobierno de la provincia de Córdoba se embarcaron en un proyecto improvisado y prima facie ilegal, cuando existen alternativas, dispositivos y mecanismos disponibles desde lo técnico, administrativo y participativo.

Es injusto y humanamente inaceptable que por impericia, ya sea de los organismos públicos, ya sea del ISEA-UNC, se ignore la situación sanitaria y ambiental de la zona de Potrero del Estado-Bouwer, y de la zona ubicada al Sur de la ciudad de Córdoba, y se genere una nueva fuente potencial de enfermedades, muertes evitables y mala calidad de vida.

Por todo lo anterior requerimos se nos tenga por presentados.

También requerimos de los Sres. Legisladores una máxima responsabilidad y criterio técnico para que no convaliden con sus decisiones y votos el proyecto presentado por el Ejecutivo del gobierno de Córdoba, ni estudios mal hechos, ni expropiaciones violatorias de normas vigentes y de derechos humanos esenciales.

Al mismo tiempo hacemos reservas de todas las acciones administrativas y judiciales que correspondan, ello conforme a los pasos, trámites y decisiones que se vayan produciendo en el tiempo, incluidas presentaciones -si fuera menester- ante la Corte Suprema de Justicia de la Nación.  

Decisiones apresuradas y que consolidan zonas de sacrificio humano no son aceptables en una sociedad que pretende ser más justa, equitativa y responsable.


martes, 27 de agosto de 2013

Nueva protesta en la UNC para pedir que renuncie titular del ISEA

La UNC le echa la culpa ahora al CORMECOR por haber elegido unilateralmente lugar para vertedero en predio ubicado a 600 metros del anterior basural.

Los vecinos de Bouwer consideran que ISEA, CORMECOR y Municipalidad de Córdoba "son igualmente culpables, ISEA por considerar la zona cercana a Bouwer como óptima para el vertedero en base a un mal estudio, y CORMECOR por elegir allí un predio"

Mientras se desarrollaba la protesta, robaron el vehículo de un vecino de Bouwer que se encontraba estacionado cerca del Pabellón Argentina. Los vecinos coincidieron en señalar que este robo "no es una casualidad" y que la justicia "debe investigar lo sucedido hasta sus últimas consecuencias".

Córdoba (Argentina), martes 27 de agosto de 2013. Vecinos de Bouwer protestaron nuevamente hoy frente al Pabellón Argentina de la Ciudad Universitaria donde exigieron "la renuncia de la directora del Instituto Superior de Estudios Ambientales de la Universidad Nacional de Córdoba (ISEA), Mirtha Nassetta". Reclamaron además que el estudio hecho por el ISEA sobre zonas aptas y óptimas para la localización del nuevo vertedero "sea declarado inválido debido a sus inaceptables vacíos y errores técnicos". Anticiparon que varios profesionales, algunos de ellos de la UNC, "están evaluando el estudio realizado por el ISEA" y que ya se constataron "numerosas inconsistencias técnicas, entre ellas haber definido zonas óptimas sin considerar la existencia previa de vertederos y basurales, ni la situación sanitaria". Una vez terminado este estudio crítico "se lo dará a conocer públicamente", indicaron los vecinos.

Mientras se desarrollaba la protesta, robaron el vehículo de un habitante de Bouwer que se encontraba estacionado cerca del Pabellón Argentina. Los vecinos coincidieron en señalar que este robo "no es una casualidad" y que la justicia "debe investigar lo sucedido hasta sus últimas consecuencias". Hugo Rescala, propietario del automóvil, había denunciado tareas de inteligencia realizada por la Policía durante una protesta anterior realizada en Despeñaderos.

El grupo vecinal "Bouwer Sin Basura" pidió además el apoyo de todos los ciudadanos "para que denuncien ante la policía e informen al grupo vecinal de Bouwer el avistamiento del vehículo robado, una Ford Ranger Límite de color gris acerado, doble cabina, con la chapa patente EPI 473". Los datos son recibidos en el teléfono 0351 153 833 415.

Las denuncias correspondientes fueron radicadas ante la Policía de la provincia y el área de Seguridad de la universidad.

Ahora la universidad le echa la culpa al CORMECOR por haber elegido unilateralmente lugar para vertedero en predio ubicado a 600 metros del anterior basural

Ayer, después que los medios de comunicación anticiparan la protesta que iban a realizar hoy los vecinos de Bouwer en la Ciudad Universitaria, el Secretario General de la Universidad Nacional de Córdoba, Alberto León, responsabilizó al CORMECOR por haber elegido "unilateralmente" el predio para el nuevo vertedero. Declaró además que a la UNC "no le cabe ninguna responsabilidad". Luego de que el ISEA delimitara un total de 5.237 hectáreas como 'zona óptima', incluidos terrenos pertenecientes a la jurisdicción de Bouwer, CORMECOR eligió –dentro de esa zona considerada óptima- un predio de 250 hectáreas ubicado a unos 600 metros de las viviendas y escuela de Potrero del Estado Potrero del Estado, y del antiguo vertedero de basura.

Los vecinos de Bouwer manifestaron su malestar por las declaraciones de Alberto León y ratificaron que "ISEA, CORMECOR y Municipalidad de Córdoba son solidariamente responsables por haber habilitado como posible sitio para el nuevo vertedero una zona definitivamente inapropiada. El ISEA por considerar la zona cercana a Bouwer como óptima, ello en base a un estudio mal hecho, y CORMECOR por elegir allí un predio".

Isabel Pires, vecina de Bouwer, calificó de "vergonzoso" cómo la Universidad Nacional de Córdoba y el CORMECOR "se echan mutuamente culpas". Consideró que la UNC y el CORMECOR "están más preocupados por su imagen institucional y por las elecciones de octubre que por la salud de quienes vivimos en la zona. Tanto el ISEA como el Comercor y la Municipalidad de Córdoba actuaron con torpeza, con desprecio por la gente, y ahora no saben como salir".

"No aceptamos que el ISEA haya definido como zona óptima para vertedero una zona ya impactada por el depósito de basura urbana más grande de la provincia, y donde actúan además otras fuentes de contaminación, todas ellas ignoradas en su estudio de sitios. Es sorprendente y preocupante que profesionales supuestamente capacitados, pertenecientes a una universidad pública, decidan sobre la vida de tantas personas inocentes desconociendo su estado sanitario y cuáles son las fuentes de contaminación que allí existen. El ISEA hizo mala praxis, y el CORMECOR y la Municipalidad de Córdoba convalidaron esa mala praxis, porque ellos deberían haber detectado que el estudio está mal hecho. Para eso tienen sus propios técnicos y profesionales", indicó Daniela Arce, vecina de Bouwer.  

Las protestas de los vecinos de Bouwer contra la localización del nuevo vertedero ya se hicieron oír en el Pabellón Argentina y la sede del ISEA en la Ciudad Universitaria, la Municipalidad de Córdoba, la Secretaría de Ambiente de la provincia, la Casa de Gobierno y el Ministerio de Agua, Ambiente y Energía y el municipio de Despeñaderos (cuyo intendente preside la comunidad regional Santa María, departamento al que pertenece Bouwer). Recientemente, el ISEA y el CORMECOR fueron denunciados ante el INADI por “discriminación ambiental”. Además, los intendentes de los municipios integrantes del CORMECOR fueron notificados mediante Carta Documento que serán considerados “responsables solidarios” por los efectos negativos que tuviera la radicación del vertedero.  

Los habitantes de Bouwer, la Municipalidad de Bouwer y los asesores técnicos consideran que la única salida al conflicto "es que la UNC reconozca errores insalvables de método al definir zonas óptimas y que se rehagan los estudios".

Para mayor información contactar a:

Hugo Rescala
Vecino de Bouwer
Teléfono celular: 0351-156 320 479

Daniela Arce
Vecina de Bouwer
Teléfono celular: 0351-153 249 784
  
Isabel Pires
Vecina de Bouwer
Teléfono: 0351 499 3165

Ver fotografías de esta protesta:

Piden renuncia a titular del ISEA por sostener que Bouwer es "zona óptima" para un nuevo vertedero







 


Leer sobre esta protesta:
http://www.bouwersinbasura.blogspot.com.ar/2013/08/nueva-protesta-en-la-unc-para-pedir-que.html

jueves, 22 de agosto de 2013

Intendentes serán responsables por los daños que cause la basura

Mediante Carta Documento, los habitantes de Bouwer notificaron hoy a los municipios integrantes del CORMECOR que serán “responsables solidarios” por los perjuicios sanitarios, sociales, ambientales y económicos que pudiera ocasionar en la zona la radicación de un nuevo vertedero de residuos. 

El texto anticipa la posibilidad de accionar civil y penalmente contra los actuales intendentes de cada una de las localidades, estén o no en la función pública en el futuro.

Además, se exige al CORMECOR la remediación del vertedero de Potrero del Estado, cerrado en 2010 tras acumular 12 millones de toneladas de residuos.

Córdoba (Argentina), 22 de agosto de 2013.- Habitantes de Bouwer anunciaron hoy que enviaron Cartas Documento a los intendentes de las localidades integrantes del CORMECOR declarándolos “responsables solidarios” por los efectos negativos que pudiera ocasionar un nuevo vertedero de residuos en la zona.

El CORMECOR es la asociación de municipios del Gran Córdoba cuyo fin es encontrar sitio para la disposición conjunta de los residuos sólidos urbanos. En base a un informe realizado por el ISEA (Instituto Superior de Estudios Ambientales, dependiente de la Universidad Nacional de Córdoba) en el que se declara a la zona de Bouwer como “óptima” para la radicación del próximo vertedero de residuos de la región metropolitana, el CORMECOR seleccionó un terreno sobre la Ruta Nacional 36. El predio elegido queda a escasos 600 metros del vertedero de Potrero del Estado, sitio de disposición final de los residuos hasta el 1° de abril de 2010, fecha en que fue clausurado luego de 28 años de funcionamiento y una larga lucha vecinal. Sin embargo, este tipo de datos está ausente en el informe del ISEA y es por ello considerado un estudio inválido para los habitantes de Bouwer, sus asesores técnicos y la propia Municipalidad de Bouwer.

Pese a las omisiones y los errores insalvables de dicho informe, no existe constancia de que los municipios integrantes del CORMECOR hayan formulado reparos, por lo que los vecinos de Bouwer consideran a cada uno de sus miembros “responsables solidarios” de los efectos negativos que la efectiva radicación del vertedero que pudiera ocasionar sobre (a) la salud de las personas de Potrero del Estado-Bouwer y zonas aledañas, incluidos los alumnos de la escuela Cornelio Saavedra, y los reclusos y personal de la Penitenciaría de Bouwer; (b) el ambiente, y (c) la comunidad en general, sus actividades y bienes, como deterioro de la calidad de vida, discriminación de los pobladores y depreciación de las propiedades.

Los destinatarios de las Cartas Documento son Ramón Mestre (Córdoba), Juan Carlos Cimadamore (Despeñaderos), Rodrigo Rufeil (La Calera), Walter Saieg (Alta Gracia), Héctor Colombo (Villa Allende), Sergio Sticogna (Río Ceballos), Myriam Prunotto (Juárez Celman), Daniel Arzani (Malvinas Argentinas), Norma Ravellino (La Bolsa), Antonio Bruno (Los Aromos) y Jhon Boretto (titular del CORMECOR).

La responsabilización de los actuales intendentes es a título personal, independientemente de que en el futuro estén ejerciendo cargos públicos o no. Dice el texto “hacemos reserva de accionar civil y penalmente contra Ud. en todas las instancias y jurisdicciones que correspondan a menos que, en forma fehaciente, la Municipalidad de Córdoba y CORMECOR declaren inepto el estudio de sitios del ISEA, quede sin efecto su zonificación y se convoque a la realización de un nuevo estudio”.

Pedro Arce, vecino de Bouwer, aseguró que “se declaró ‘óptima’ para la radicación de un vertedero de residuos una zona que ambiental y socialmente no fue suficientemente estudiada. En este lugar existe la mayor concentración de basura de la provincia y otras muchas fuentes de contaminación que el informe del ISEA ni siquiera menciona. Un nuevo vertedero agravaría las condiciones sanitarias y ambientales existentes”. El predio de Potrero del Estado recibió aproximadamente 12 millones de toneladas de basura a lo largo de sus 28 años de funcionamiento. El próximo enterramiento de residuos operaría por al menos 30 años, almacenando en ese período más de 24 millones de toneladas de desperdicios.

“Como si fuera poco, el ISEA definió las ‘zonas óptimas’ y ‘zonas aptas’ sin considerar que en ellas incluyen los asentamientos humanos en peor situación socioeconómica de toda el área estudiada, y con peor acceso a sistemas de salud. Pero en el CORMECOR no objetaron nada de esto, aceptaron el estudio con todas sus falencias e incongruencias, por tanto comparten su criterio y también la responsabilidad por las consecuencias”, reconoció Mónica Rescala.

En la Carta Documento también se intima a los miembros del CORMECOR a proceder con la remediación del vertedero de residuos cerrado de Potrero del Estado, “lo cual incluye entre otras medidas la captación de gases totales y de lixiviados y su respectivo tratamiento, al tiempo que rechazamos una mera clausura y postclausura sin remediación”, concluye el texto.


Para más información:

Mónica Rescala
Vecina Bouwer
Teléfono: 0351 153 092 539

Pedro Arce
Vecino de Bouwer
Teléfono: 0351 152 430 602


Para leer la Carta Documento completa, seguir este enlace

Carta Documento enviada a los intendentes de las localidades que integran el Cormecor

POR LA PRESENTE Y EN SU CARÁCTER DE MIEMBRO DEL CORMECOR, y habida cuenta:

1) Que en diciembre de 2012 la Municipalidad de Córdoba y el Cormecor recibieron el estudio realizado por un grupo de trabajo del Instituto Superior de Estudios Ambientales (ISEA) de la Universidad Nacional de Córdoba que define zonas "óptimas", "aptas" y "poco aptas" para la instalación de un nuevo vertedero y una estación de transferencia de residuos sólidos urbanos, estudio que resultó de un convenio oportunamente suscrito entre la UNC y la Municipalidad de Córdoba.

2) Que dicho estudio sobre sitios fue subido por la Municipalidad de Córdoba a su página Web: http://www.cordoba.gov.ar/cordobaciudad/principal2/docs/ambiente/ISEA_UNC/Analisis%20de%20Sitios.pdf

3) Que Ud. no habría formulado fehacientemente reparos ni declarado inválido dicho estudio realizado por el ISEA, pese a que el mismo contiene errores técnicos insalvables, como haber definido "zonas óptimas" y "zonas aptas" para el nuevo vertedero y para estación de transferencia de basura en lugares que ambiental y socialmente no fueron suficientemente estudiados, lo cual agravaría situaciones sanitarias y ambientales existentes con anterioridad.

4) Que ese estudio del ISEA definió como "zona óptima" un área que concentra la mayor cantidad de basura acumulada de la provincia y la segunda a nivel nacional (después de Norte III Ceamse en Bs. As.), además de otras significativas fuentes de contaminación.

5) Que en Potrero del Estado-Bouwer se depositaron unas 12 millones de toneladas de basura durante 28 años, ello en 9 fosas, 8 de las cuales sin membrana, y que en el actual vertedero de Piedra Blanca, ubicado a escasa distancia de Potrero del Estado-Bouwer, se almacenan hasta hoy más de 2 millones de toneladas de basura.

6) Que los habitantes y el ambiente de la "zona óptima" y sus alrededores definida por el ISEA al Sur del Ejido Municipal de Córdoba, están expuestos a los gases totales con Compuestos Orgánicos No Metánicos (CONM) y sus sustancias, cancerígenas y tóxicas, y a los efectos directos e indirectos de los lixiviados y de las masas de agua contaminadas que generan los citados vertederos, lo cual ha dañado y seguirá dañando su salud y su calidad de vida.

7) Que entre los más expuestos se hallan los alumnos de la escuela Cornelio Saavedra ubicada junto a la Ruta Nacional 36, contiguo al vertedero cerrado de Potrero del Estado-Bouwer, y junto al depósito judicial de vehículos, y a unos 1.700 metros del lote definido por Cormecor para el nuevo vertedero. Parecido riesgo corren las viviendas de Potrero del Estado ubicadas a 600 metros del lote definido por el Cormecor para nuevo vertedero.

8) Que el impacto negativo de los vertederos sobre la salud de personas que viven en sus cercanías, en particular el aumento de las personas enfermas y de la mortalidad, ya fue científicamente demostrado en varios países, incluso en vertederos que fueron bastante mejor manejados que el de Potrero del Estado-Bouwer.

9) Que en la "zona óptima" y sus alrededores definida por ISEA también existen otras fuentes de alta contaminación y riesgo, como fosa con residuos peligrosos líquidos, zona contaminada por ex incinerador de residuos peligrosos, planta de almacenamiento de residuos peligrosos de Taym, quema de residuos en cortaderos de ladrillos, depósito judicial de vehículos, entre otros.

10) Que en el tramo de la Ruta 36 comprendido dentro de esa "zona óptima" circulan transportes con residuos peligrosos procedentes del resto del país y de la propia provincia de Córdoba que tienen por destino a Taym.

11) Que ninguna de estas fuentes de grave contaminación fue considerada por el ISEA al definir "zona óptima", pese a que el convenio entre ISEA y Municipalidad de Córdoba requería definir usos del suelo en el área total de estudio, además de otros requerimientos "ad hoc" que tampoco fueron cumplimentados por el estudio.

12) Que el ISEA definió "zonas óptimas" y "zonas aptas" sin considerar que contienen los asentamientos humanos en peor situación socioeconómica de toda el área estudiada, y con peor acceso a sistemas de salud, esto es Estación Juárez Celman y Bouwer-Potrero del Estado.

13) Que el ISEA definió como "zona óptima" y "zona apta" áreas correspondientes y colindantes con la Municipalidad de Bouwer, un área en la cual ya se registraron efectos sanitarios negativos y altos valores de mortalidad infantil atribuibles a las fuentes mencionadas ut supra, algo no considerado en el estudio de sitios del ISEA, lo cual configuraría no solo una mala praxis técnica sino también un inaceptable desprecio por el estado sanitario de la población local.

14) Que precisamente por causa de esa grave situación sanitaria la Municipalidad de Córdoba procedió al cierre definitivo del vertedero de Potrero del Estado-Bouwer el 1 de abril de 2010, tras la visibilización de lo que allí ocurría, producto de la lucha de los vecinos de Bouwer.

15) Que Ud. habría receptado y aceptado tácitamente el estudio de sitios del ISEA con todas las falencias e incongruencias citadas anteriormente, y que por lo tanto Ud. compartiría solidariamente el erróneo criterio de considerar a Potrero del Estado y otras zonas de la Municipalidad de Bouwer, y zonas colindantes, como "zona óptima" para un nuevo vertedero que en 30 años almacenaría más de 24 millones de toneladas de residuos sólidos, procedentes de la Municipalidad de Córdoba, otras municipalidades y de la jurisdicción que Ud. representa.

16) Que por otra parte Ud. no habría hecho reparos ni declarado inválida en forma fehaciente la selección de los dos lotes hecha por Cormecor y la Municipalidad de Córdoba para la localización de los antes citados vertedero y estación de transferencia DENTRO de las "zonas óptimas" que definiera el ISEA, lotes cuya ubicación fue comunicada al ISEA para que este organismo realizara su valoración conforme al convenio oportunamente suscrito (la llamada segunda fase del estudio contratado).

17) Que en el colmo de la insensatez técnica, y como resultado de que la Municipalidad de Córdoba y el Cormecor aceptaron sin mayores análisis propios ni críticas las "zonas óptimas" definidas por el ISEA, la Municipalidad y Cormecor habrían elegido como sitio para el nuevo vertedero un predio ubicado a escasos 600 metros de las viviendas de Potrero del Estado y del vertedero cerrado en 2010, y a 1.700 metros de la escuela primaria Cornelio Saavedra.  

POR TODO LO ANTERIOR LO CONSIDERAMOS A UD., se encuentre o no ocupando cargo público en el futuro, como solidariamente responsable por todos los efectos negativos que pudiera provocar dicho nuevo vertedero: a) Sobre la salud de las personas de Potrero del Estado-Bouwer y zonas aledañas, incluidos los alumnos de la escuela Cornelio Saavedra, y los reclusos y personal de la Penitenciaría de Bouwer; b) Sobre el ambiente, y c) Sobre la comunidad en general, sus actividades y bienes, como deterioro de la calidad de vida, discriminación de los pobladores y depreciación de las propiedades. Hacemos por lo tanto reserva de accionar civil y penalmente contra Ud. en todas las instancias y jurisdicciones que correspondan a menos que, en forma fehaciente, la Municipalidad de Córdoba y Cormecor declaren inepto el estudio de sitios del ISEA, quede sin efecto su zonificación y se convoque la realización de un nuevo estudio.    

LO INTIMAMOS ASIMISMO A UD. como miembro del Cormecor, y por extensión al propio Cormecor y a la Municipalidad de Córdoba, para que procedan a implementar la remediación del vertedero cerrado de Potrero del Estado-Bouwer, lo cual incluye entre otras medidas la captación de gases totales y de lixiviados y su respectivo tratamiento, al tiempo que rechazamos una mera clausura y postclausura sin remediación, por todo lo cual, en su carácter de miembro del Cormecor, Y RESPONSABLE SOLIDARIO DE LA REMEDIACIÓN Y FINANCIAMIENTO DE DICHA REMEDIACIÓN (que compete al Cormecor y Municipalidad de Córdoba), lo hacemos responsable solidario, esté o no en la función pública en el futuro, por todos los daños a la salud de las personas y el ambiente que pudiera provocar cualquier demora en dicha remediación, quedando como fecha límite la indicada aquí abajo.

En el contexto de lo indicado precedentemente CONMINAMOS A UD. EN SU CARÁCTER DE MIEMBRO DEL CORMECOR, COMO ASIMISMO A CORMECOR Y A LA MUNICIPALIDAD DE CÓRDOBA, para que el proyecto de remediación del vertedero cerrado de Potrero del Estado-Bouwer esté presentado con su correspondiente Estudio de Impacto Ambiental (Ley Nacional 7343, Decreto Provincial 2131, Ley Nacional 25675) ante la Secretaría de Ambiente de la Provincia y ante la Municipalidad de Bouwer, ello antes del 10 (diez) de octubre de 2013 a las 14:00 horas, y que previo a cualquier decisión de las Autoridades de Aplicación de la Municipalidad de Córdoba y de  la Municipalidad de Bouwer sobre tal proyecto y estudio, se convoque en forma abierta y se realice la correspondiente Audiencia Pública prevista por ley nacional, debiendo incorporarse el resultado de sus deliberaciones y presentaciones documentales al citado proyecto de remediación y Estudio de Impacto Ambiental, ello a los fines de que el gobierno de la provincia y la Municipalidad de Bouwer actúen conforme a su marco normativo y competencias, y al resto de la normativa aplicable.

jueves, 15 de agosto de 2013

CORMECOR e ISEA denunciados por "discriminación ambiental" ante el INADI

Habitantes de Bouwer llevaron ante el INADI su reclamo contra la localización del próximo vertedero de residuos de Córdoba.

Ambos organismos fueron oficialmente notificados. El titular de Cormecor, Jhon Boretto, se presentó en la delegación local del INADI y debe aún formalizar su descargo. El ISEA, por su parte, no respondió a la citación, por lo que se cursa una segunda notificación para su titular, Mirtha Nasetta.

Córdoba (Argentina), 15 de agosto de 2013.- Vecinos de Bouwer recurrieron al Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo (INADI) para denunciar por “discriminación ambiental” al CORMECOR y al ISEA, luego de que ambos organismos decidieran que el próximo vertedero de residuos de la ciudad de Córdoba se radicaría a pocos metros de sus viviendas.

El Instituto Superior de Estudios Ambientales (ISEA), dependiente de la Universidad Nacional de Córdoba (UNC), es el organismo que a pedido de la Municipalidad de Córdoba elaboró un informe en el que declara como “óptima” para la localización de un vertedero de residuos la zona cercana a Bouwer sobre la Ruta Nacional 36. El CORMECOR es la asociación de municipios del Gran Córdoba cuyo fin es encontrar sitio para la disposición conjunta de los residuos sólidos urbanos. En base al informe realizado por el ISEA, el CORMECOR seleccionó un predio donde radicar el enterramiento de basura. El terreno seleccionado queda a escasos 600 metros del vertedero de Potrero del Estado, sitio de disposición final de los residuos hasta el 1 de abril de 2010, fecha en que fue clausurado luego de 28 años de funcionamiento y una larga lucha vecinal. Sin embargo, este tipo de datos está ausente en el informe del ISEA y es por ello considerado un estudio inválido para los habitantes de Bouwer, sus asesores técnicos y la propia Municipalidad de Bouwer.

“Sin considerar la existencia histórica de basurales y vertederos en la zona, y los daños a la salud que éstos nos han producido, el ISEA declaró esta zona como óptima para colocar otro enterramiento. Sabiendo que Bouwer es una de las tres localidades de la provincia con peor acceso a servicios de salud –porque ese es un dato que sí figura en el informe del ISEA- deciden seguir castigándonos”, renegó la vecina Alicia Alfonzo.

“Esto es saña, empecinamiento. El lugar donde vivimos para el ISEA y el CORMECOR es una zona de sacrificio. No les importa que acá vivamos personas y lo que pueda ocurrir con nosotros a raíz de sus malas decisiones. Por eso los denunciamos por discriminación ambiental ante el INADI”, puntualizó la vecina Isabel Pires.

A raíz de la presentación realizada por vecinos, el INADI cursó notificaciones a los denunciados. Mientras que el titular del CORMECOR, Jhon Boretto, se presentó ante la delegación local del organismo nacional para tomar conocimiento de las actuaciones, el ISEA ignoró la citación. Una segunda notificación está siendo enviada en estos días a Mirtha Nasetta, titular de ese instituto universitario. El CORMECOR, por su parte, debe todavía formalizar su descargo.

Los vecinos denunciantes piden que se reconozca que está mal hecho el informe que designa como “óptima” la zona de Bouwer y que se realicen nuevamente los estudios.

Para más información:

Alicia Alfonso
Vecina Bouwer
Teléfono: 0351 158 001 554

Isabel Pires
Vecina Bouwer
Teléfono: 0351 499 3165

jueves, 1 de agosto de 2013

Enojo vecinal por encuestas engañosas sobre enterramiento de basura en Bouwer

Personas que dijeron pertenecer al grupo consultor Gustavo Córdoba llegaron hoy a Bouwer para realizar una engañosa encuesta sobre enterramiento de residuos.

Consultada la empresa al servicio de quien o qué institución se hacía dicha encuesta, el personal indicó que "no podían dar el nombre del contratante" y que se hacía "debido a las protestas vecinales de Bouwer por el nuevo vertedero".

Los vecinos denunciaron que los encuestadores "no presentaban credenciales" y que una de las preguntas era si los habitantes de Bouwer "aceptarían compensación económica por aceptar el nuevo vertedero".

"Es agresivo e inaceptable. Desconfiamos del procedimiento y sus futuros resultados", aseguraron desde Bouwer Sin Basura. "Rechazamos estas encuestas pues no son un método participativo que genera desconfianza".   

Esto se suma a otra encuesta que la semana pasada inició el ISEA. "Vienen a consultarnos cuando la universidad ya entregó a la Municipalidad de Córdoba el informe en que califica nuestra zona como óptima para colocar un enterramiento", sostuvo visiblemente ofuscada Haydeé Oliva.

Córdoba (Argentina) 1 de agosto de 2013. El grupo vecinal "Bouwer sin basura" y la Fundación para la defensa del ambiente (FUNAM) hicieron público el "enojo de vecinos por bombardeo de encuestas con preguntas engañosas sobre enterramiento de basura". Personas que dijeron pertenecer al grupo consultor Gustavo Córdoba llegaron hoy a Bouwer para realizar una encuesta sobre enterramiento de residuos. Consultada la empresa al servicio de quien o qué institución se hacía dicha encuesta, el personal indicó que "no podían dar el nombre del contratante" y que se hacía "debido a las protestas vecinales de Bouwer por el nuevo vertedero".

Los vecinos denunciaron que los encuestadores del grupo Gustavo Córdoba "no presentaban credenciales" y que una de las preguntas aludía a si los vecinos "aceptarían compensación económica por aceptar el nuevo vertedero". Daniela Arce, vecino de Bouwer, calificó de "agresiva e inaceptable" dicha encuesta y aseguró que a los habitantes de la zona no les genera confianza. "¿Qué seguridad tenemos de que no manipularán los datos o distorsionarán nuestras respuestas?".

"Es desleal que un encuestador no identificado trabajando para una consultora privada al servicio de no sabemos quién, ni con qué objetivo, llegue a Bouwer repentinamente a hacer este tipo de preguntas sobre un tema tan sensible", opinó la Lic. Nayla Azzinnari, que acompaña la lucha de los vecinos agrupados en Bouwer Sin Basura. "¿Por qué los vecinos tendrían que confiar en esta encuesta y sus futuros resultados cuando una vez más se acciona unilateralmente? Desconocemos el procedimiento, cómo eligieron las preguntas, cuántas encuestas pretenden hacer, a quiénes, si son anónimas o no y para qué usarán esos datos. Claramente esto no es participar a la comunidad de Bouwer", continuó.

En la escuela de Bouwer los encuestadores del grupo consultor Gustavo Córdoba "ingresaron sin permiso de la directora para entrevistar al personal, no tienen respeto ni consideración. Ni siquiera pensaron en que su accionar podría comprometer a los trabajadores en su lugar y horario laboral", agregó el vecino Hugo Rescala.

Isabel Pires, vecina de Bouwer, sostuvo que "en el año 2010 y después de dos años de lucha logramos que se cerrara el vertedero, pero la Municipalidad de Córdoba y el gobierno de Córdoba nunca se preocuparon por remediarlo, ni por nuestra salud. Ni en el 2011 ni en el 2012. Ahora justo antes de las elecciones vienen a preguntarnos que nos pasa. Esta no es la forma. Solo les interesa que no protestemos. Pero lo único que logran es que nos unamos cada vez más y que protestemos cada vez más fuerte".

La encuesta de la empresa Gustavo Córdoba se suma a otra encuesta que la semana pasada inició el Instituto Superior de Estudios Ambientales (ISEA) de la Universidad Nacional de Córdoba (UNC), el mismo organismo que declaró la zona de Bouwer como "óptima" para la radicación del próximo enterramiento de residuos. "Es una falta de respeto que ahora vengan a conocer nuestra opinión, cuando el informe del ISEA para definir zonas no tuvo en cuenta que vivimos junto al lugar en el cual se depositaron 12 millones de toneladas de basura. La actitud de ese instituto es vergonzosa", declaró Haydeé Oliva.

Hay dinero para conocer lo que opinan los vecinos, pero no para remediar el vertedero de Potrero del Estado

El Dr. Raúl Montenegro, presidente de FUNAM y asesor técnico de los vecinos, indicó que la gente de Bouwer "no se merece la torpeza de los encuestadores, vengan de donde vengan. Evidentemente hay dinero para conocer lo que opinan los vecinos, pero no hubo dinero en el año 2010, ni en el 2011 ni en el 2012 para empezar a remediar el vertedero de Potrero del Estado. ¿No saben los funcionarios del estado y los investigadores del grupo de trabajo del ISEA que el vertedero cerrado en 2010 sigue descargando gases tóxicos y cancerígenos, y lixiviados que contaminan el suelo y las aguas subterráneas".

Montenegro indicó que Bouwer "es una comunidad sensible" y que fue tomada "como patio de atrás por la Municipalidad de Córdoba y por el gobierno de la provincia. Primero se descargaron 12 millones de toneladas de basura en Potrero del Estado, luego otras 2 millones de toneladas en el vertedero provisorio de Piedras Blancas, ubicado cerca, y ahora quieren colocar en inmediaciones de Bouwer un enterramiento que recibirá más de 24 millones de toneladas de basura en 30 años. Hay que decirlo bien claro. Aquí ha habido torpeza política y torpeza académica".

FUNAM solicitó a los responsables de encargar las encuestas que "tengan respeto por la gente de Bouwer" y que si desean información "trabajen antes con la comunidad local en vez de enviar encuestadores torpemente". Desde Bouwer Sin Basura agregaron que "sería buneo además conocer cuánto han pagado en servicio de consultoría para dar otro mal paso".

Para mayor información contactar a:  

Daniela Arce
Vecina de Bouwer
Teléfono celular: 0351-153 249 784

Mónica Rescala
Vecina de Bouwer
Teléfono celular: 0351- 153 092 539

Hugo Rescala
Vecino de Bouwer
Teléfono celular: 0351-156 320 479

Isabel Pires
Vecina de Bouwer
Teléfono celular: 0351-499 3165

Prof. Dr. Raúl A. Montenegro, Biólogo
Presidente de FUNAM
Teléfono fijo: 03543-422236
Teléfono celular: 0351-155 125 637
E-mail: biologomontenegro@gmail.com

Lic. Nayla Azzinnari
Prensa Bouwer Sin Basura 
Teléfono celular: 011-155 460 9860
E-mail: nay_azz@hotmail.com